App's



Antecedentes

El uso de dispositivos móviles en México ha tenido un crecimiento exponencial en los últimos años. De acuerdo con el portal de Xataka México del total de smartphones activos, 95.3 millones usan aplicaciones móviles en México, es decir casi el 90% de usuarios de teléfonos inteligentes. Esto se traduce en un amplio abanico de opciones de negocio que actualmente no cuentan con una plataforma móvil específicamente las Pymes.

 

Tomando como referencia la información del portal https://searchdatacenter.techtarget.com/ según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), 95.4% de las unidades económicas del país son pequeñas y medianas empresas (PyMEs). De éstas, el 43% menciona que el uso de las aplicaciones incrementa su número de clientes, 31% considera que con ellos aumentaría sus ventas y 23% asegura que estas herramientas mejoran la productividad de la empresa.


En este sentido surge la necesidad de ofrecer una rápida solución de mercado que aunado a un cambio de estrategias de negocio se logra una verdadera Transformación digital, no solo con la inclusión de una aplicación móvil sino con un cambio de mentalidad en todos los niveles de la empresa, aun siendo una Pyme.

Es por eso que en ITZONYOC aplicamos una serie de pasos, procesos y tecnologías que nos han permitido ofrecer a nuestros clientes la solución óptima a sus necesidades.

Flujo de trabajo

En el siguiente esquema se expone a grandes rasgos la metodología que seguimos para el desarrollo de una aplicación móvil.


De acuerdo con un articulo de Forbes y en palabras de Jacqueline Leo, editora en jefe de The Fiscal Times y ex vicepresidente del Reader’s Digest, hay una aplicación móvil para casi cualquier cosa que quieras hacer, cualquier situación que enfrentas.

Bajo esta premisa optamos por el desarrollo de aplicaciones móviles híbridas con tecnología de código abierto y con la arquitectura base que a continuación exponemos.

Arquitectura base

Una aplicación móvil híbrida básicamente se refiere al producto que puede ser desplegado tanto en un dispositivo Android como iOS basados ambos en el mismo código fuente, es decir, no se desarrollan dos aplicaciones para cada plataforma. Esto representa una mejora considerable del proceso de construcción y mantenimiento a largo plazo ya que simplifica el proceso de cambios y actualizaciones.

El resultado al final del proceso es altamente funcional para los fines que el usuario final requiere como parte de sus necesidades iniciales.

¿Te gusta lo que ves?

Tenemos la mejor solución para tí